Estoy y camino en tu cielo azul, el rincón del corazón donde todas las noches velo tus sueños, donde cada palpitación es un beso eterno.

Seguidores

5 de mayo de 2012

Tú me resucitas

Sabe que en cada flujo, en cada ola
hay un impulso mío hacia ti. Sabe
que tú me resucitas, como el ave
resucita a la rama en que se inmola.

Si tú supieras cómo no estás sola,
cómo te abrazo, lejos, cuanto cabe.
Pon al oído, para que se lave,
mi corazón como una caracola.

Y oirá,  no el mar, sino la tierra mía
hecha con el espacio más abierto.
Y oirás su voz, mi voz que yo quisiera

meterte por el alma cada día,
clara como tu nombre, al descubierto
como este mar de amor mío que te espera.

 

Claudio Rodriguez

8 comentarios:

Luis G. dijo...

Un bello poema, trenzado de odas poeticas, romanticas, sensible, "hecho en en espacio abierto del corazón".

Un abrazo,

Luis.

auroraines dijo...

Corazón que quiere ser oído y resucitado en otros latidos!!
Feliz fin de semana Luis.
Escucha la canción de la derecha Amor, amor...
Un abrazo
Inés

TriniReina dijo...

Sí. hay seres que tienen ese poder sobre nosotros...

Besos

auroraines dijo...

TriniReina, si,llegan sin anunciarse y se alojan en nuestro corazón, nuestras acciones y movimientos tienden hacia él como la ola a la orilla.
Besitos

Miguel de la Torre Padilla dijo...

Te felicito por tu blog, desde Jaén un saludo y feliz dia

Yemaya dijo...

Hermosísimo.
Besos y susurros dulces

Erik dijo...

Bello.

Los escoges bien. Da gusto estar aquí un ratito.

Beso

auroraines dijo...

Gracias Miguel por dejar tu huella, nos leemos.
Un abrazo