Estoy y camino en tu cielo azul, el rincón del corazón donde todas las noches velo tus sueños, donde cada palpitación es un beso eterno.

Seguidores

9 de febrero de 2011

TE ESPERARÉ




Te esperaré apoyada en la curva del cielo
y todas las estrellas abrirán para verte
sus ojos conmovidos.

Te esperaré desnuda.
Seis túnicas de luz resbalando ante ti
deshojarán el ámbar moreno de mis hombros.

Nadie podrá mirarme sin que azote sus párpados
un látigo de niebla.
Sólo tú lograrás ceñir en tus pupilas
mi sien alucinada
y mis manos que ofrecen su cáliz entreabierto
a todo lo inasible.

Te esperaré encendida.
Mi antorcha despejando la noche de tus labios
libertará por fin tu esencia creadora.
¡Ven a fundirte en mí!
El agua de mis besos, ungiéndote, dirá
tu verdadero nombre.



Ernestina de Champourcin
Imagen: Jeanloup Sieff

27 comentarios:

fonsilleda dijo...

Un poema que desgrana suavemente ansia, deseo, espera, amor y el leve toque del necesrio erotismo...
Besos

Adolfo Payés dijo...

Que dulce sentí este poema.. en el amor.. y el deseo todo suena hermoso..



Un abrazo
Con mis
Saludos fraternos de siempre..

Federico L.M. de Luque dijo...

Precioso, exuberante y tímido a la vez... Me gusta mucho.

Un abrazo Ernestina.
Te seguire el camino

Federico

RELTIH dijo...

SENTÍ UN INVIERNO EN MI ESTOMAGO

MAG dijo...

despues de una declaracion como esa, seguramente pronto llega

Gara dijo...

Un poema muy sensual cargado de deseo, espera y entrega.

Un abrazo

Ana dijo...

Inés diría que jamás leí algo de ella...
Ya me has dejado tarea. Tengo que conocerla mejor.

Un abrazo!!!

La Gata Coqueta dijo...

En Mis caricias del alma te he dejado el premio Amigos blogueros es para tod@s los que se lo quieran llevar a sus espacios, para seguir pronunciando en alto y a viva voz...

¡¡Uno para todos y todos para uno!! Como un mosquetero más...

¡¡Feliz fin de semana amig@!!

¡¡Te quiere!!

La gata coqueta

RosaMaría dijo...

Qué apasionada y sincera! Veré si encuentro referencias de ella. Gracias. Besos.

RosaMaría dijo...

Me asombra que fuera del 27, no la conocía. Un abrazo

Mª Pilar dijo...

Muy bonita la Poesía, llena de amor, pasion y a la par ternura.

Un abrazo

Pilar

FRANCISCO PINZÓN BEDOYA dijo...

Es reconfortante releer como una sorpresa... otra vez los versos de esta poeta

Un saludo

auroraines dijo...

Fonsilleda, la ansiosa espera de quien amás.
Un bico

auroraines dijo...

Si Adolfo es un dulce pedido de amor.
Un abrazo

auroraines dijo...

Hola Federico, gracias por seguirme.
Ernestina de Champourcin es la autora de este poema, de la generación del '27, nacida en Vitoria.
Es intimista y sensual, tengo otra poesía de ella en el blog, este es precioso en su insinuante proposición.
Un abrazo

auroraines dijo...

RELTIH, un poema generador de sensaciones...
Un abrazo

auroraines dijo...

Si MAG, imposible resistirse al imperioso llamado si va acompañado de esta dulce y apasionada entrega.
Un abrazo

auroraines dijo...

Gara, túnicas que resbalan revelando la verdad.
Un abrazo

auroraines dijo...

Ana, fué una gran escritora, poco conocida.
Un abrazo

auroraines dijo...

Gracias por el premio Gata Coqueta,
por brindarme tu amistad.
Feliz fin de semana, yo también empecé a quererte :)
Un beso

auroraines dijo...

Rosa María, una etapa de Ernestina en la que le escribe al amor de pareja, sensual y maravilloso poema, me encantó!
Besos

auroraines dijo...

MªPilar, amor, pasión, ternura,
a las puertas del cielo.
Un gran abrazo Pelusón, vos también sos muy tierna en tu escritura

auroraines dijo...

Francisco, es un placer redescubrirla y leer poemas tan intensos como este, una gran poeta.
Saludos

Yemaya dijo...

Hermosa espera..Seguro que tendrá sus frutos.
Besos y susurros muy dulces

Sakkarah dijo...

Precios y sensual... La imagen también maravillosa.

Un beso.

auroraines dijo...

Yemaya, es una espera prometedora, liberadora de la sensualidad, del deseo.
Besos y susurros muy dulces

auroraines dijo...

Sakkarah, desnudez del cuerpo y sentimiento, me encantó la combinación de imagen y poema como túnicas que resbalan develando las curvas del cielo y del amor.
Un beso grande